Preguntas a: martinalbertosanchez@live.com.ar

E mail

Preguntas a: martinalbertosanchez@live.com.ar

sábado, 6 de septiembre de 2014

Curso de lectura veloz on line. Opinión

Curso de lectura veloz on line. Opinión
Hice un curso de lectura veloz en una plataforma online. El costo fue de 300 pesos.
Mi opinión sobre user max:
Es una plataforma on line muy buena. Es de calidad, las imágenes son buenas. Cuenta con muchos recursos cómo ser juegos de mente, calculo, programa para mejorar la lectura, chat, etc.. En fin participar en usermax es una buena oportunidad de conocer buenos servicios en educación on line.
Mi opinión sobre el curso de lectura veloz maxreader
Es un buen curso para aprender a leer bien, con eficiencia, aunque también sirve para estudiar. Con él se recuerda más y se aprende mejor. Después de usar los métodos uno se siente tentado a siempre querer aprender así. Es que es muy efectivo y natural. Se los recomiendo a todos. No es como los métodos de lectura que hay por ahí. Prácticamente no se escribe nada, casi todo es mental. No hay que hacer resúmenes ni estudiar de memoria o cosas parecidas.
El curso es completo, se enseñan hasta técnicas de memoria para poder recordar datos que no son compresibles.
Los horarios en el que se dan los cursos se cumplen. Es muy profesional todo. Si uno tiene una duda o un problema en poco tiempo lo resuelven.
Las clases son buenas. El profe tiene mucha experiencia enseñando. La verdad uno la pasa bien.
En las clases se puede chatear o usar el micrófono para plantear dudas, o escribir e mails. Hay prácticas en las clases con los propios libros de texto.
Se pueden repetir las clases si es que hace falta ingresando a los distintos horarios en los que se dá el mismo curso. También los distintos cursos se pueden repetir sin problemas. Después de terminar algún curso hay salas de consultas dónde se puede plantear cualquier tipo de duda sobre los mismos.
¿El precio es caro?
300 pesos para un curso de lectura veloz on line con la calidad del equipo de Max Reader y el contenido que dan es realmente barato. El mismo curso pero presencial sale casi mil pesos. On line, como no se pagan gastos de hotel para el profesor y asistentes, es mucho más barato. También el precio es menor porque recién hace dos meses se abrió la comunidad on line y se busca abaratar los costos para traer más gente. Pero creo que el precio va a aumentar con el paso del tiempo. A los interesados les recomiendo apurarse para no tener que pagar más en el futuro (si es que algún día lo quieren hacer). En resumidas cuentas 300 pesos para un curso como el que se dá en usermax es una ganga.
¿A quién le puede ser útil?
A cualquier persona que quiera aprender cómo comprende el ser humano. Para entender cuales son las claves de la memoria y el aprendizaje en general y acelerado. Para quien quiera manetener su mente trabajando. Para quien quiera conocer cuáles son las técnicas madres que sirven para estudiar mejor a nivel profesional. Para quien ya conozca algo de estos temas o que haya hecho un curso parecido para poder actualizarse sobre las últimas técnicas de estudio. 
¿Es lo mismo un curso como este con lo que se enseña en la facultad en materias como "métodos de estudio"?
No, no es lo mismo. De otra manera no lo recomendaría. Hay muchas diferencias. Y los métodos de estudio universitarios son deficientes. Por eso siempre uno tiene que recurrir a un privado para aprender cómo realmente se hace para estudiar eficientemente algo y para recordar después, cuáles son las verdaderas claves de acceso a la memoria y comprensión, etc.. Lo bueno es que uno aprende las técnicas de estudio que usan los profesionales. 
¿Y a los que siempre sacan buenas notas en la escuela, colegio u universidad también les sirve?
Claro, es que se aprenden técnicas de estudio profesionales. Y a veces uno cree que no tiene problemas para estudiar porque saca buenas notas, pero no siempre es así. Puede haber vacíos de compresión u otros problemas como ser un exceso en el uso de la memoria natural. Por eso es que hay malos síntomas en lo que tiene que ver con la comprensión, las cosas cuestan mucho para aprenderse, se olvidan rápido, etc.. Además lo mejor es siempre perfeccionarse. Después de hacer el curso uno puede evaluarse para decir si realmente se estudia bien o no o si es que realmente están usando todo su potencial. 
A veces uno estudia más o menos bien con técnicas que aprendió de manera intuitiva, pero eso se puede perfeccionar. Así uno además de mejorar puede dedicar su tiempo para aprender otras cosas o hacer otras cosas.
¿Y a los profesionales recibidos como abogados contadores, etc..?
También les puede ser útil para que usen más las cualidades mentales naturales para aprender y no tanto la memoria natural, que es lo que generalmente usaron para sus estudios y usan para aprender. Además le puede servir para estudiar sin problemas nuevos temas de su profesión. Y vencer la aversión al estudio. 
martinalbertosanchez@live.com.ar

Curso para ser un lector profesional

Curso para ser un lector profesional
¿Cómo leer bien?
Hay mucho mito sobre cómo se lee bien.  Mucha gente que lee bien piensa en realidad que no lee así. Es que leer correctamente es algo bien simple. No hace falta ser licenciado en educación para comprender cómo se hace para leer bien. Para explicarlo de manera sencilla se puede decir que la buena lectura consiste en percibir algo escrito para luego comprender su significado. Entonces por un lado en la lectura interviene la percepción de algo escrito y por el otro lado el reconocimiento de lo que eso escrito significa. El proceso de lectura es explicado así como una actividad bien simple que consiste en decodificar lo que se percibe con los ojos y que por supuesto está escrito. En la percepción de lo escrito intervienen los ojos. Es que sin ellos no se puede hablar de lectura. Y en la decodificación intervienen elementos como la concentración. Para completar más la definición de lectura se puede decir que lo que se percibe y se puede decodificar es siempre algo de significado conocido. Si lo escrito no posee un significado conocido por el que lee no se puede hablar de lectura sino de percepción. Por ejemplo cuando se intenta leer algo que está escrito en idioma extranjero que no se domina como el alemán, no hay lectura, es que falta la decodificación. Para la mente una palabra escrita en idioma extranjero no significa nada por eso no lo puede decodificar. Para completar más también se puede decir que el significado que se le otorga a lo que se percibe con los ojos debe ser lo más fiel a lo que comúnmente se acepta convencionalmente como significado de esa frase o palabra que se capta.
En resumen, la lectura es la decodificación de lo que se percibe con los ojos y está escrito. La decodificación es el reconocimiento del significado de eso que se percibe. Si no se extrae el significado de lo que se lee ya sea porque hay distracción del lector o porque eso que se lee no tiene un sindicado conocido o por otro motivo, no se puede hablar de lectura. La buena lectura entonces consiste en esto, en decodificar signos escritos, es decir lo escrito, comprendiendo sus significados.
¿Por qué se hace esta explicación obvia?
Porque va a ser útil para explicar en qué consiste la lectura veloz por un lado y por el otro va a permitir diferenciar la buena lectura de la mala. Es que hay mucha gente que lee mal.
Introducción a los malos lectores
Cada tanto se hacen pruebas internacionales de lectura en diversos países del mundo. La finalidad es medir la capacidad de lectura, entre otras, de los estudiantes. Esto es útil para proyectar cómo será el camino en materia educativa en los estudiantes de distintas naciones. Hay un ranking internacional sobre los mejores lectores del planeta. Y lo curioso de todo es un país latino conocido siempre salía en último lugar. En por ejemplo 168 países testeados en su nivel de lectura esta nación obtenía el número 168. Al tener tan bajo rendimiento lector los políticos de ese país se preocuparon mucho. Era una vergüenza nacional e internacional. Y por eso contrataron a especialistas en la materia para que busquen saber la causa de esa situación. Pasado un tiempo de investigaciones dichos especialistas descubrieron que la causa de la mala lectura de los alumnos de ese país estaba en los profesores. Se descubrió que los profesores no sabían leer y que por eso tampoco los alumnos aprendían. ¿Los profesores no sabían leer?. ¿En toda una nación?. Es curioso pero eso es verdad. Se armó todo un revuelo en ese país ante semejante descubriendo, por eso se contrató a una especialista en el tema para eliminar ese problema y se hicieron publicaciones. En uno de los documentos publicados se explicaba el proceso de lectura más o menos de forma similar a lo que se desarrolló al comienzo de esta nota. Por eso no es tan obvio lo que se dijo más arriba sobre lo que significa leer bien. Todo un país leía mal. ¿Lo pueden creer?. Y esto no paso hace mil años fue hace poco.
Los malos lectores
Los malos lectores son aquellos que leen con la intención de memorizar. No buscan entender lo que leen. No hacen paradas cuando no comprenden algo. Tratan siempre de que con la primera lectura todo les quede memorizado. O simplemente consideran buena a la lectura en la que logran captar las palabras de un texto pero sin importarles ni controlar que realmente han comprendido lo que percibieron. Esto trae una serie de consecuencias. Los malos lectores no saben leer ni mucho menos son conscientes de los procesos que intervienen en la lectura por eso son ajenos a ella y hasta la detestan. Los malos lectores no leen mucho. En el caso de país que se mencionó más arriba tanto los profesores de esa nación como los alumnos leían, por así decirlo, de esa forma, osea mal. Lo hacían con la intención de memorizar y por eso salían mal en las pruebas de lectura. Es que en dichas pruebas lo que se evaluaba era el nivel de comprensión y no de memoria. Por eso fracasaban al rendir.
Los lectores malos tienen un serio problema para entender las cosas. Les cuesta mucho comprender todo. Es que no usan esa habilidad que tan fácilmente se puede desarrollar leyendo correctamente.
Los buenos lectores
Los buenos lectores son los que saben leer. Los que además entienden que significa leer, aunque después de la lectura no recuerden nada o casi nada de lo que leyeron. La memoria acá no importa. En otro artículo se explicará el porqué de esto. Pero lo esencial entonces en el buen lector es que este decodifique todo lo que perciben sus ojos encontrando su verdadero significado. El verdadero significado es el que el autor de lo escrito le quiere dar a lo que escribió.
La relación entre la lectura y el estudio primario, secundario y universitario
Lo principal para aprobar en los exámenes de cualquier nivel educativo es leer bien antes que recordar. Lo importante es leer bien. Si una persona no lee bien no podrá aprobar exámenes a menos que use en exceso su memoria, lo que, como se explicará más abajo no es aconsejable por los motivos que se expondrán.
El lector profesional o experto y el buen lector
Ser un buen lector está bien. Es que con la buena lectura ya se puede hacer muchas cosas como aprender de todo, tener idea de lo que sucede en el mundo, tener cultura, etc.. Pero ser un lector profesional es lo óptimo y hace de la lectura una actividad que puede mejorar a niveles impensables. El lector profesional maneja otras habilidades y conocimientos que el buen lector no conoce y si conoce no aplica. Es difícil encontrarse con un lector profesional porque para ello o hay que hacer un curso de lectura profesional y entender qué es lo que se puede sacar al máximo de tal proceso o ser muy intuitivo como para sin hacer algo así comprender y aplicar los elementos que forman parte de la lectura experta.
¿Cuáles son las diferencias entre los lectores malos, buenos y el profesional o experto?
El lector profesional lee con un propósito, con un objetivo. Nunca lee por leer. Siempre se plantea una meta. ¿Cuál es esa meta?. Entender todo lo que perciben sus ojos. Eso es lo que busca. Y es consciente de ello.  En esto es igual al buen lector. El mal lector no intenta comprender sino memorizar lo que percibe.
El lector experto siempre se está controlando, siempre se vigila a sí mismo. ¿Para qué?. Para no desviarse de su meta que es comprender todo lo que lee. El lector experto sabe que se va a distraer, que eso es algo natural. Por eso es que se prepara para ello, se concientiza. Y hace lo posible para no desvirarse de su meta aunque a veces por cansancio o por algún problema en especial no lo logre. El buen lector no tiene en cuenta esta habilidad. Por eso se distrae cuando un tema no le atrapa. Piensa en otra cosa. No es consciente de que se ha alejado de la lectura hasta mucho tiempo después de haberse desconectado. El mal lectorno le da atención al control porque no busca comprender sino memorizar. Y si lo hace es para notar si es que ha memorizado o no algo.
El lector experto hace paradas es decir frena la lectura cuando lo cree necesario ¿Y por qué lo hace?. Porque se da cuenta de que no está cumpliendo con su meta, es decir, cuando se da cuenta de que no está entendiendo algo para y busca un diccionario o simplemente si es que no puede parar, sigue adelante pero tratando de inferir el significado que no comprendió del contexto o se concientiza de que después tendrá que buscar ese significado en un diccionario o en algún otro lugar para poder cumplir con su meta que es comprenderlo todo. El buen lector no para. Mientras su atención sigue vigente continúa. Y si no entiende sigue igual. El buen lector no quiere buscar el significado de lo que no entiende en el diccionario. Para el eso es fanatismo en la lectura o algo parecido. Y si no entendió algo y lo tiene que rendir en un examen simplemente lo memoriza y continua adelante. El mal lector no para.
El lector experto sabe que cuando no comprende algo puede deberse a que no lo percibió bien o está cansado o tiene problemas de base comprensiva. Esto último significa que no puede entender algo porque le falta conocimiento base. Por ejemplo nadie puede comprender una materia de 5 año de una carrera universitaria sin antes haber pasado las de los años anteriores que son correlativas, salvo algunas excepciones. Cuando esto último pasa y el lector sabe que la culpa de la falta de comprensión se debe a que le falta conocimientos base el lector experto toma conciencia de eso y para y busca entender lo que necesita para asimilar eso nuevo que quiere comprender o simplemente sigue adelante tratando de comprender lo que pueda pero con la conciencia de que tiene que llenar ese vacío comprensivo que posee. Es resumidas cuentas el lector experto sabe cuándo la causa de la falta de comprensión se debe a un error de él, lo reconoce y se hace responsable de llenar ese vacío que tiene. El lector bueno no hace esto y el malo menos. Generalmente estos dos últimos tipos de lectores piensan que el problema está en ellos que no pueden comprender porque son burros o no pueden memorizar porque les falta más capacidad intelectual.
El lector experto hace paradas cuando se siente cansado. No se esfuerza de más para no crear tensión en la comprensión. El lector bueno y malo no hacen esto. Se esfuerzan de más en la lectura. Con el tiempo esto les crea una suerte de adversión a la lectura. Creen que si no aguantan no son buenos ni eficientes. En resumidas cuentas no se tienen piedad ni paciencia.
El lector experto entrena velocidad lectura. Sabe que puede mejorar como tal siendo más rápido para así poder leer más en menos tiempo. Por eso se pone tiempos en las lecturas generalmente en donde se controla la velocidad. Y generalmente también entrena con algún programa o ejercicios de lectura veloz. La idea del lector experto es leer más en menos tiempo. Y no tanto ser rápido para después descansar o algo así. Además el lector experto sabe que le rinde mejor entrenarse para ser más eficiente en la lectura que simplemente leer sin hacer eso. A la larga el más entrenado saca mejores beneficios a su lectura. El buen lector y el malo no hacen esto. Ya sea porque no saben que la lectura se puede entrenar o porque simplemente no quieren esforzarse. Es que no le ven en sentido.
Resumen
Ser un buen lector es bueno, pero ser profesional es mejor. Ser malo leyendo no es recomendable.
El lector experto lee con la intención de comprender todo lo que perciben sus ojos. No busca memorizar. Todo el tiempo está controlándose para no distraerse de tal objetivo. Si tiene que frenar para comprender algo lo hace. Y después sigue. Lo que le importa es comprender velozmente lo que captan sus ojos. Y no tanto solo pasar la vista sobre un textos sin entender nada. El lector experto se toma descansos y es bueno consigo mismo, respeta sus tiempos y sus dificultades al leer. El lector experto practica para mejorar, se entrena para cada día para poder leer más en menos tiempo.
  ¿Por qué el lector experto no se preocupa por memorizar lo que lee?
Porque el lector experto conoce los límites de la lectura eficiente con relación a la memoria. Él sabe que no va a poder memorizar lo que lee en la primera vez. Lograr eso es imposible. Además lo primero que hay que hacer antes de memorizar algo es comprenderlo bien. La memoria es otro tema. Y se desarrolla con otras técnicas. Eso no quiere decir que el lector que lee con la intención de comprender, después de aplicar su técnica, no recuerde nada. Claro que recuerda las cosas que leyó. Porque lo que se entiende se puede recordar, por lo menos, en parte. Pero no es eso lo que se busca. Para probar esto, si a los lectores expertos después de leer un texto de 5 páginas se les hace un test de múltiples opciones seguramente acertarán en un 60 u 80 por ciento de las respuestas o simplemente todas. Pero quizá si se les pide que expliquen lo que leyeron hablando no lo puedan hacer con total fidelidad. Es que la lectura experta tiene sus límites con relación a la memoria. Es por eso que para aprender algo para rendirlo en la facultad o en el colegio secundario hay que aplicar otras técnicas. Pero la base de todas estas técnicas sin duda alguna es la lectura experta. Es que no se puede recordar lo que antes no se comprendió bien o por lo menos en los caso en que si se pueda no es conveniente. Esta es la recomendación de todos los especialistas en métodos de estudio que hay. Primero se debe comprender para después pensar en memorizar. Claro que hay cosas que se recuerdan solo con percibir palabras de un texto con la simple intención de comprender. 
Martinalbertosanchez@live.com.ar

Lectura rápida de Ramón Campayo. Opinión


Lectura rápida de Ramón Campayo. Opinión
Dentro de los libros de lectura rápida que hay en el mercado, el de Ramón Campayo es el más serio y el que realmente permite ver resultados. 
Ramón Camapayo es siete veces campeón del mundo de memoria rápida en diferentes competencias. www.ramoncampayo.com es su página de internet. Escribió libros de todo tipo relacionado con la mente humana como por ejemplo "desarrolla una mente prodigiosa" para estudiar mejor, "cómo aprender un idioma en 7 dias" para aprender un idioma entre otros. Además diseñó programas de computadora que permiten tener una mente como la de él. Claro que hay que ejercitar diariamente y esforzarse para tener resultados.
El libro de lectura rápida trae un cd que se utiliza para ejercitar diariamente las capacidades a atención, comprensión, memoria y percepción veloz. 
El libro de lectura rápida es bueno porque explica cómo mejorar la percepción del ser humano haciendo que esta se expanda, se haga más grande para abarcar más palabras en cada golpe de vista. Pero además el autor se preocupa por la comprensión y su desarrollo es que de nada adelanta percibir un gran cúmulo de información al minuto sin tener conciencia de lo que se lee. Para mejorar la comprensión proporciona una serie de ejercicios que haciéndoselos diariamente posibilitan desarrollar una entendimiento más rápido de lo que se lee. Ahora también leer rápido y comprender rápido no es algo suficiente para hablar de un curso definitivo, falta algo más que es la memoria. Por eso el cd de trae ejercicios para mejorar la memoria natural o bruta del ser humano, haciéndola más potente. Entonces no solo se trata de leer rápido sino de comprender rápido y memorizar mucho más.
El modo de Ramón de entender la lectura realmente es correcto y haciendo los ejercicios que plantea se mejora mucho la velocidad de lectura. Es fácil con dos meses de entrenamiento aumentar la velocidad de lectura y comprensión a tres veces más. Por eso es un libro recomendado. 
Hay otros “libros” en el mercado que también desarrollan la temática de lectura veloz pero no dan en el clavo. Ramón los supera a todos al incorporar un cd con técnicas modernas que permiten con simples ejercicios diarios desarrollar las capacidades mentales que intervienen en la lectura para hacer que esta sea más potente y veloz. 
La única observación que se puede hacer en cuanto al contenido es que las técnicas de Ramón proporcionan poco nivel de comprensión. Y solo se puede hablar de lectura veloz cuando el texto es sencillo para quien lo lee. Ya que cuando no hay entendimiento de lo que se percibe indudablemente hay que reducir la velocidad. 
En cuanto al nivel de comprensión hay que recordar que la comprensión de un texto puede tener distintos niveles de profundidad. Los niveles más profundos se logran aplicando otras técnicas distintas a las desarrolladas por Ramón. Usermax por ejemplo se encarga mejor de esta última temática. Por lo que se recomienda que si lo que se desea es estudiar es mejor invertir en un curso de lectura veloz como el de Usermax.   
Entonces ¿para qué sirve el libro de Ramón?. Sirve para leer más rápido, para comprender más rápido y para recordar mejor lo que se comprendió, pero a nivel superficial en cuanto a este último punto, osea en  la comprensión. Esto el propio Ramón lo reconoce cuando explica que para estudiar hay que aplicar otro tipos de técnicas que enseña en un libro llamado "Desarrolla una mente prodigiosa". Es decir para estudiar el libro de lectura rápida no es tan útil. Entonces ¿para qué sirve?, es útil para leer rápidamente novelas, diarios y otros escritos similares en los que no interesa estudiar lo que se comprende sino solo entender y en lo posible recordar.
Si alguien quiere leer más rápido novelas, diarios o artículos en la web indudablemente debe adquirir el libro y ejercitarse diariamente con el programa que trae. Podrá con el paso del tiempo leer como mínimo tres veces más rápido, comprendiendo mejor y recordando mejor. Es decir que lo que antes se leía en unas tres horas se lo podrá leer en una. Es algo garantizado. 
Pero si se quiere estudiar habrá que usar otros métodos. 
Ahora a la pregunta de si las técnicas de Ramón pueden complementarse con alguna técnica de estudio, se debe responder que sí. Pero recordando que para estudiar bien lo importante no es leer rápido sino procesar profundamente la información así como organizarla de manera correcta. 
Hay una cosa más para agregar y que de alguna manera motiva la práctica de las técnicas de Ramón para quien quiera aplicarlas en los estudios. Es que ejercitándose diariamente con el programa de lectura se logra desarrollar la atención, la memoria, el proceso mental de la información y por sobre todo se puede tener una visión más saludable. El desarrollo de estas cualidades humanas es importante ya que hace que la mente sea más fuerte. Y cuando es más fuerte se puede estudiar mejor. Pero aclaro que el centro de todo no debe estar ahí sino en las ténicas de proceso profundo de la información y la organización mental eficiente. 
En cuanto a la forma Ramón es bien didáctico al explicar. Si bien hay que aprenderse algunos tecnicismos, no es complicado comprenderlo. El libro está desarrollado como si fuera un curso presencial.
EL libro sale 450 pesos más o menos en Argentina. Se lo puede comprar en cualquier librería del país. En el siguiente enlace se puede ver la descripción del mismo. http://www.cuspide.com/9788441421462/Curso+Definitivo+De+Lectura+Rapida

Los que no entendieron bien esta nota no deben preocuparse ya que en otros artículos se van a desarrollar mejor estos temas para que sean más fáciles de entender. Es lógico que para los recién iniciados en la temática de lectura veloz y estudio rápido existan problemas de comprensión sobre todo lo que se quiere decir. 
Martinalbertosanchez@live.com.ar

¿Cómo hacen algunos para sacar buenas notas siempre? y ¿cómo llegar a ser un "chico que siempre saca diez?

¿Cómo hacen algunos para sacar buenas notas siempre? y ¿cómo llegar a ser un "chico que siempre saca diez?
En el colegio o en la facultad siempre hay un compañero que se destaca del resto en materia de estudio. Es la persona que siempre o generalmente siempre sale bien en las pruebas o parciales y además saca las mejores notas. Es aquella persona a quien sus compañeros llaman el inteligente, el super dotado, el bocho de la clase, etc..
La preguntan que muchos se hacen es ¿cómo ellos pueden ser tan diferentes de los demás?, ¿qué de raro hacen o tienen que les permite ser los mejores siempre?. En este artículo se pretende responder a preguntas como esa.
Radiográfica de la persona del chico 10
Lleva sus estudios con seriedad: no toma en broma lo que se da en la clase. Lo toma enserio. No juega cuando estudia.
Es disciplinado: Si tiene que faltar a algún encuentro importante o dejar de hacer algo que le gusta por estudiar lo hace sin problemas. Y si se propone estudiar, estudia.
No pierde el tiempo: no le gusta perder su tiempo ni distraerse. Si tiene que estudiar lo hace.
Sabe estudiar: de alguna manera ya sea porque hizo un curso en el tema o por simple intuición sabe cómo aprender y como estudiar un tema.
Se propone
Es constante: se esfuerza no solo una vez a la semana sino todos los días un poco. Los diez no los saca por casualidad o por estudiar toda la noche un día antes del examen.
Su capacidad de comprender, organizar y memorizar lo que escucha o lee es alta: Naturalmente o porque ya viene años ejercitándose en la comprensión y memoria tiene desarrolladas esas habilidades que le permiten estar un poco más alto de la media.
No tiene problemas síquicos o físicos que impidan su desarrollo comprensivo ni memorístico: una persona puede tener muchos problemas pero eso no quiere decir que su habilidad de comprender o memorizar se vea trabada. Depende de cada caso. Hay personas que tienen traumas internos que les impiden comprender o problemas de auto estima que les hacen creer que no puede ser los mejores de la clase.
Quiere destacarse y sacar siempre buenas notas: una persona por más inteligente que sea si no desea ser el primero de la clase es poco probable que se mantenga siempre sacando dieces. Hace falta querer ser el mejor o uno de los mejores.
Quiere estudiar: por algún motivo quiere estudiar. Eso no significa que le guste. Hay gente a quienes les gusta estudiar pero hay gente a la que no y lo mismo se destaca. Todo tiene que ver con el objetivo de cada uno.
¿Puede una persona a quien no le va bien en los estudios revertir esa situación?
Claro que sí. Lo que hay que hacer es un diagnóstico sobre cuál es el problema que le impide a esa persona sacar siempre dieces como los que más se destacan. A veces la causa está en la falta de un método de estudio eficiente. A veces es un problema físico o síquico. A veces es falta de disciplina o de deseo de del siempre el mejor. A veces el problema es que falta desarrollar más las habilidades de memoria natural y comprensión así como también la atención.
Después de eso hay que buscar la solución al problema tratando de ir a los mejores especialistas para ser más eficientes.
Lo que hay que tener en cuenta es que los mejores de la clase no son extraterrestres, ni tampoco seres super dotados, salvo excepciones claro. Eso hay que aclararlo para no desmerecer el esfuerzo de los que siempre se destacan pensando cosas como “él siempre saca diez porque ya nació así”, “para él es más fácil todo”, etc.. Es que no es sólo la capacidad lo que cuenta sino también el esfuerzo, la constancia de ser siempre el mejor o estar entre los mejores.
En resumidas cuentas se puede ser el mejor si uno quiere siempre y cuando se detecten los problemas que impiden llegar a ese objetivo. Claro que a muchos no les interesa estar siempre entre los mejores. Sino simplemente mejorar sus notas. Por eso todo es respetable. En ese sentido 8 es tan bueno como un 10.
¿Por qué convendría apuntar a ser el mejor de la clase?
Porque ser el mejor implica aprender mejor una materia, comprenderla mejor. Y eso sirve para el desarrollo profesional o para poder tener una mejor base para a su vez comprender otras cosas con facilidad. Además intentando ser el mejor siempre el ser humano llega a desarrollar mucho su memoria, atención, comprensión, proceso mental, habilidades estas que son útiles para el desempeño óptimo de cualquier trabajo. Y no es lo mismo salir del secundario o de la universidad con tales habilidades expandidas al máximo que atrofiadas por falta de uso. 

¿Qué métodos de estudio usan los que siempre sacan diez?

¿Qué métodos de estudio usan los que siempre sacan diez?
El método de estudio es uno de los secretos de los que siempre sacan diez. Es uno, porque como se mencionó en otro artículo, hay más. De manera tal que para ser un chico diez o por lo menos mejorar las notas en facultad o en el colegio secundario no basta con un buen método de estudio. Eso hay que dejarlo bien en claro antes de pasar a describir los métodos que los estudiantes que siempre aprueban con altas notas generalmente usan. Esto que se va a explicar es una generalidad, cada estudiante diez puede variar en las herramientas que usa para obtener altas notas, pero más o menos la esencia es la misma. Es que algunos pueden tener distintas técnicas para estudiar pero hay patrones comunes que se deben cumplir sí o sí para comprender y memorizar una materia.
Los estudiantes que siempre sacan diez o casi siempre, tiene por costumbre preocuparse por entender lo que tienen que estudiar antes de memorizar. Es decir lo principal para ellos es comprender lo que más puedan del tema. Y luego se proponen memorizarlo. Claro que hay partes de  una materia que siempre es incomprensible como definiciones difíciles o cosas así. A estas cosas las tratan de memorizar de entrada o las dejan para memorizarlas más adelante. Y hay datos que con solo entenderlos ya quedan gravados en la memoria. Pero en principio el estudiante al que se lo suele de llamar de “bocho” o “inteligente” hace esto. Primero entiende y después memoriza. Y lo que no puede entender lo memoriza directamente.
Algunos antes de dedicarse a memorizar el tema lo que hacen es leer el texto para tomar conciencia de qué de eso que están leyendo les va a servir para para el parcial osea leen para detectar que se les puede tomar en la prueba. Leen con la intención de identificar esto y luego algunos hacen un resumen de eso para despejar lo que no les sirve tomando lo importante, otros en cambio cuando encuentran lo importante lo subrayan y después lo copian o directamente lo estudian de ahí para ganar tiempo.
Pero en resumen lo que hacen es leer lo que tienen que estudiar, lo entienden, separando lo importante y después , esto que es importante, lo memorizan.
¿Por qué se separan los momentos de “entender” y “memorizar”?
Porque en la mayoría de las veces el hecho de que una persona comprenda algo no quiere decir que lo tenga memorizado ya a tal punto de poder explicarlo con solvencia en un examen oral o escrito. Hay que diferenciar eso. Los estudiantes eficaces saben eso, que no es lo mismo memorizar que comprender.
¿Por qué directamente no leen y memorizan?, ¿Por qué se toman el tiempo de comprender antes de memorizar?.
Porque los estudiantes eficaces saben que si entienden algo es más fácil que lo memoricen. No es lo mismo comprender algo que memorizarlo, pero la comprensión ayuda a la memoria. Además estudiar todo de memoria es algo que lleva mucho tiempo y en materias larga es improductivo. Eso sin mencionar que si hay exámenes que implican pensar y comprender el contenido no van a aprobar si no entienden antes. Además lo que se estudia de memoria fácilmente se olvida.
¿En qué consisten sus técnicas de comprensión?
En leer un texto con la intención de entenderlo, de comprenderlo siendo consciente al mismo tiempo de lo que es importante de memorizar y de lo que no. Los estudiantes eficaces si no entienden algo preguntan o buscan la información en la web o en un diccionario que les aclare las cosas, no se quedan con dudas.
¿En qué consisten las técnicas de memoria que utilizan?
En explicarse con sus palabras lo que van entendiendo. Es decir leen, entienden y después se explican lo que entienden a sí mismos oralmente o mentalmente o lo hacen a un amigo o compañero de estudio. ¿Por qué hacen así?. Porque, como se mencionó más arriba, leer y comprender un tema no hace que uno lo pueda explicar son la solvencia y detalle que se requiere para aprobar un examen universitario o secundario. Por eso se necesita algo más que la comprensión que es la auto explicación de lo que se entendió usando las mismas palabras o la explicación de lo mismo pero a otra persona. Esta es la técnica más usada para memorizan en la facultad. Es la que más usan los estudiantes elite.
Los estudiantes diez se auto explican o explican a alguien lo que entendieron. Eso hace que les quede mejor en la memoria. Y en esas explicaciones controlan que lo que dicen sea igual a lo que dice el texto. Acá también usan la memoria bruta, la natural tratando de memorizar repetitivamente los conceptos para llegar a reproducir lo más fielmente posible lo que dice el texto que están estudiando.
Algunos estudiantes después de leer y entender un texto hacen un resumen o subrayan lo que quieren memorizar y ahí aplican las técnicas de la auto explicación oral o mental o la explicación a otro de lo que entienden con sus palabras tratando de que con cada explicación lleguen a reproducir fielmente lo que dice el texto.
La memoria por repetición, esto es, leer algo y repetirlo hasta que quede gravado en la memoria también es utilizada para aquellos casos en que lo que se comprendió o es incomprensible, es difícil de memorizar por auto explicación o explicación a otro. Es decir no queda en la memoria porque no tiene lógica o sentido ese dato entonces se lo repite y repite hasta que queda gravado en la memoria.
El repaso
Hay algo que también hacen los estudiantes elite. Repasan mucho hasta que les quede gravada la lección y les salga de manera natural y sin pensar mucho. Esto los hace profesionales. No se conforman con entender el texto ni memorizarlo con la técnica de la auto explicación o explicación a otro. Sino que también repasan en diferentes días o en el mismo lo que aprendieron. Esto lo hacen tomando el texto, si es que no hicieron resumen, y al leer un poco un tema ya comienzan a auto explicarse lo que dice esa parte del texto o hacen esto pero con una persona que las escucha. O si tienen resumen lo recorren y hacen paradas en cada párrafo, leen un poco para recordar que dato contenía y ahí después comienzan a repasarlo es decir a auto explicarse el contenido de ese párrafo o a hacerlo frente a otra persona. Y ahí siguen hasta completar todo el resumen. Esto lo hacen las veces que sean necesarias hasta que comprueban que dominan el tema.     
A veces los repasos sirven para memorizar el tema. Es que hay datos que no se memorizan de una vez sino con sucesivos repasos en diferentes días.
En conclusión
Los estudiantes esos que siempre sacan diez o por lo menos aprueban los parciales hacen esto. Primero leen con la intención de entender detectando que es lo que quieren memorizar y lo que no. Después algunos hacen resúmenes sobre lo que les interesa recordar. Otros subrayan el texto para no perder tiempo. Y después viene la lectura con la auto explicación oral o mental o la explicación de lo que se entendió a otro. Esto se hace porque la comprensión de un tema no asegura en la mayoría de las veces que se pueda recordarlo y explicarlo con la solvencia y precisión que requieren los exámenes. Los autos explicaciones o explicaciones a otro se realizan hasta cubrir todo el tema controlando que se reproduzca fielmente lo que el autor del texto quiere decir intentando usar el nuevo vocabulario o términos si los hay. Después vienen los repasos que se hacen en diferentes días o en uno mismo pero varias veces al día. Lo que se busca en ellos es mantener el recuerdo del tema, controlando que realmente se lo sabe y también el domino del tema. Cuando se domina todo el tema con solvencia, hecho que se conoce en los repasos, ya la materia está estudiada.
Consejo final
Este es el secreto más guardado de los estudiantes elite. Este el método que usan para estudiar. Algunos les colocan algunas variantes pero en definitiva es lo mismo. Es que la mente funciona así. Y todos tenemos la misma mente. Los estudiantes elite han aprendido intuitivamente que haciendo cosas como las descritas es que logran aprobar los exámenes y sacar altas notas. Si alguien sigue estos consejos indudablemente estará en la elite y será uno de los mejores de la clase o de la carrera.
Los que sacan malas notas o se quejan de que les va mal en la facultad es porque no hacen lo que se explicó más arriba. O solo hacen una parte de estos métodos. Por ejemplo solo leen y comprenden pero no se auto explican. O si se auto explican lo que entendieron no repasan. O si repasan no lo hacen bien hasta llegar al dominio del tema. Por eso es que fracasan al momento de rendir. Por eso es que les falla la memoria. Claro que nunca faltan los que se quejan de que no andan bien en la facultad solo porque intentan leer y memorizar un texto la primera vez que lo leen y no lo logran. Como se puede ver no es nada mágico, claro que habrá estudiantes que necesiten repasar menos o tengan menos problemas de memoria pero todos tienen que esforzarse siguiendo esos pasos. El misterio ha quedado develado.
¿Hay algún método superior a este que usan los que sacan diez?
Si hay, los altos niveles en educación y aprendizaje se han desarrollado gracias a la investigación de expertos en temas educativos. Ellos han aprendido a estudiar con mucha mayor facilidad e intensidad que los métodos intuitivos de estudio. Es decir los han superado. Por eso el que saca diez por aplicar los métodos antes descriptos no se compara con el nivel profesional que tiene el estudiante que conoce cómo científicamente aprende el cerebro. Hay muchas diferencias. Por ejemplo el estudiante intuitivo no aplica nemotécnicas porque no las conoce. No sabe cómo se puede usar la visualización mental puede ayudar a la memoria para recordar textos enteros. No conoce cuales son las mejores técnicas de proceso mental y análisis. No sabe cómo puede explotar al máximo su mente para que aprenda mejor un tema hasta dominarlo sin usan tanto la memoria.
Por desgracia estos métodos de estudio superiores solo se aprenden pagando. No los enseñan en las facultades como materias introductorias a métodos de aprendizaje universitario. Www.ramoncampayo.com y www.usermax.net por muchos motivos son los mejores especialistas que hay en lengua española sobre el tema. Que lo agotan totalmente hablan desde la memoria, hasta la gimnasia mental y la alimentación entre otros temas. El método de Ramón se lo puede conocer comprando su libro “desarrolla una mente prodigiosa” en cualquier librería y no es carohttp://www.cuspide.com/9788441415775/Desarrolla+Una+Mente+Prodigiosa/. Y en el caso de usermax, como no tiene libro, hay que hacer un curso on line de lectura veloz que gracias a Dios no es caro. Solo cuesta 300 pesos, que es lo que se paga para ir un mes a un gimnasio o salir con amigos a comer y después ir a bailar. 

¿Qué es la “Gimnasia Mental” y para qué sirve?

¿Qué es la “Gimnasia Mental” y para qué sirve?
La gimnasia mental son una serie de ejercicios que se hacen para hacer más potente ciertas habilidades mentales o cualidades del cerebro. Este tipo de ejercicios así como los resultados de su ejecución varían según cada profesor.
La gimnasia mental es como la gimnasia común como la que se hace un en gimnasio de pesas o de aerobic. Es similar en el sentido que se usa para ejercitar, con la diferencia que lo que se ejercita son ciertas funciones cerebrales y no el cuerpo.
Generalmente la enseñan o profesionales de la salud mental como sicólogos o siquiatras aunque también lo hacen autodidactas o profesionales de otras áreas ajenas a la salud.
La gimnasia mental es algo que está muy de moda en estos días.
¿Para qué sirve?
Sirve para desarrollar ciertas cualidades del cerebro que a su vez mejoran la calidad de aprendizaje, de estudio, de trabajo mental en general. Le puede servir a cualquier persona en verdad, estudie algo o no.
¿Quiénes son las que generalmente la practican?
Los ancianos para evitar enfermedades como el Alzheimer y también los que quieren mejorar su creatividad como funcionarios de empresas o escritores, o estudiantes para tener un mejor aprendizaje. 
¿Les sirve a una persona normal?
Claro, la va a ser más fuerte mentalmente, con más memoria, más concentración, más memoria, etc.. Y esto sin duda alguna mejorará su empeño profesional cualquiera sea el trabajo que se realice.
¿Qué habilidades mentales se desarrollan?
Con las ejercitaciones se desarrolla la atención, la memoria, el proceso mental, la creatividad, la solución eficaz de problemas, la concentración, el cálculo, entre otras.
Estas habilidades se hacen más fuertes con el paso del tiempo y la práctica de los ejercicios que se dan en los cursos según el profesor.
La gimnasia mental y el estudio
Siempre en algún curso o clase hay un alumno que se destaca por su gran memoria natural. Es aquella persona que parece que todo lo que escucha lo recuerda literalmente y con facilidad. Es aquella persona que tiene una capacidad de concentración y entendimiento mayor a la media. Es aquella persona que se destaca también por su capacidad de reacción rápida en las tareas y solución de problemas e ingenio. Una persona que posee las cualidades antes mencionada sin utilizar ningún tipo de técnica es alguien que se ha desarrollado intuitivamente es decir sin darse cuenta. Para esa persona es normal ser así. Y por lo tanto en principio es inalcanzable. Es decir no se puede ser como el, en principio es así. Eso era lo que se pensaba antes. Hoy con la gimnasia mental esa persona puede ser superada por otras que ha desarrollado sus capacidades mentales con ejercicios mentales diarios. No se habla de llegar a su nivel sino de superarlo en pocos meses en memoria, ingenio, atención, concentración, etc.. Así de eficaz es la gimnasia mental siempre cuando se tenga un buen profesor que enseñe cómo llegar a niveles máximos en cada ejercicio.
Ahora hay que aclarar que el hecho de que uno posea una gran memoria, concentración, comprensión eficaz, proceso mental veloz, etc. ya sea naturalmente o por medio de gimnasia mental no quiere decir que esté entre los que mejor nota tiene en la clase. Es que tener esas cualidades no puede superar a aquel estudiante que estudia siguiendo los métodos que se describieron en una nota anterior. Es decir si uno no estudia no sirve tener muchas cualidades mentales desarrolladas. Esto hay que explicar porque muchos apasionados de la memoria practican duramente ejercicios mentales para hacerse más fuertes pero a la hora de estudiar se dan cuenta de que no les sirve de mucho, porque la mente entrenada no puede reemplazar a la mente que aplica eficazmente métodos de estudio. Y nunca faltan aquellos que cobran por enseñar ejercicios mentales con la promesa de que desarrollando ciertas capacidades mentales ya se va a andar bien en la facultad y en los estudios en general. Eso no es verdad. Está bien tener una mente entrenada pero también hay que saber estudiar y aplicar técnicas de estudio. Ahí si el esfuerzo de hacer diariamente ejercicios mentales vale la pena y se lo saca provecho.
Gimnasia mental y lectura veloz
El lector que realmente quiere rendir en la lectura tiene que practicar ejercicios de gimnasia mental orientados a elevar la memoria y el proceso mental así como la atención. Es que el lector veloz, como se explicará en profundidad en otro artículo, lee muchas palabras en un solo golpe de vista, lo que hace que para procesar correctamente la gran cantidad de información que se percibe, se tenga que tener una mente más atenta y más veloz al procesar. Entonces para eso si sirve hacer ejercicios mentales pero tienen que estar orientados a desarrollar aquellas habilidades que tienen que ver con la lectura rápida.
Gimnasia mental y estudio profesional
Los que quieran ser estudiantes profesionales deberán conocer y aplicar las modernas técnicas de estudio y memorización. Así como desarrollar sus habilidades mentales al grado máximo. Por eso es bueno que los que quieren estar por encima de la elite practiquen diariamente técnicas de gimnasia mental orientadas al estudio y la lectura rápida.
¿En dónde se puede consultar para hacer algún curso sobre gimnasia mental?
Ramón Campayo tiene dos software que la desarrollan uno se llama speed memory y es gratuito y el otro se llama turbo speed reader y se lo adquiere comprando el libro “curso definitivo de lectura rápida” www.ramoncampayo.com . Haciendo los ejercicios de los programas se puede desarrollar la atención, concentración, proceso mental, lectura veloz, memoria rápida y fuerte, a niveles impresionantes. Ramón es un competidor mundial y sus programas están destinados a crear campeones mundiales como lo es él. Así que esos programas son la “crema” de las habilidades mentales. Pero también se pueden consultar otras fuentes a parte de Campayo algunas on line gratuitas y otras también pagas como lo propone usermax. Esta comunidad pagando una cuota mensual de 300 proporciona muchos juegos de ingenio que desarrollan las habilidades mentales, www.usermax.net.